¿Qué es el marketing experiencial?

Las dos claves fundamentales para entender el marketing experiencial son: apreciar el valor que le da el cliente a a la experiencia de compra y al uso del producto. De esta manera, aspectos vinculados tradicionalmente al producto como características o cualidades físicas pasan a un segundo plano. En el marketing experiencial  lo importante son las sensaciones y percepciones vividas y recordadas, lo que hará que el usuario vincule su experiencia positiva con una marca.

El origen del marketing experiencial

Las experiencias vividas junto con nuestros genes y aprendizaje, nos definen como personas. Seguramente tendremos recuerdos muy potentes en nuestra memoria de momentos impactantes o especialmente relevantes para nosotros. Y las marcas plenas conocedoras de lo valioso que es hacer disfrutar a alguien de un momento vital y que luego lo recuerde, han sido las principales impulsoras del marketing experiencial.

Ahora sabemos de manera fehaciente que antes de cualquier pensamiento elaborado hay una emoción y no al revés, es decir, lo primario y primitivo es eso, la emoción que nos hace sentir lo exterior y sólo después, es cuando nuestros mecanismos cerebrales empiezan a procesar la información y a dictaminar el pensamiento y posterior actuación.

Así que, nos guste o no, somos principalmente emociones y este es un aspecto que desde la irrupción del super ventas “Inteligencia Emocional” allá por 1995 , Daniel Goleman nos recuerda lo importante que es saber filtrar nuestras emociones y encaminarlas hacia buenos fines. Y no es solo algo que se pueda aplicar cada uno a nivel individual, las marcas deben aprender a seducir la emoción del cliente para tener éxito. 

pablo (4)

 

Mejor comprar experiencias que cosas

En un artículo de la CNBC  se manifiesta en opinión de muchos expertos, cómo los Millennials priorizan el consumo de experiencias a la compra tradicional de coches, casas o relojes. Menciona igualmente que en un estudio realizado por “Harris Group”, el 72% de Millennials prefieren gastar su dinero en experiencias que en comprar cosas materiales.

Y aunque priorizar las experiencias a compras tradicionales no es algo nuevo, sí es cierto que la tendencia se está incrementando rápidamente durante los últimos tiempos. Según en mismo estudio de “Harris Group” actualmente se consume un 70% más de experiencias con respecto a 1987.

De igual manera Daniel Newman nos cuenta en la revista Forbes “Cuando los clientes quieren gastar su dinero ya no están influenciados por los mensajes de marca, sino más bien por las experiencias que obtienen de su relación con ellas“.

Y a nivel estratégico de país también es necesario vincular al cliente con el marketing de experiencias ya que según afirma Jorge Martínez-Arroyo, presidente de la  Asociación para el Desarrollo de la Experiencia de Cliente (DEC), Con un 75% del PIB español proveniente del sector servicios, cuanto más mejoremos la experiencia de cliente, más crecerán las empresas y el país”.

Además el hecho de vivir experiencias hace que sea fácil compartirlas con nuestros amigos a través de redes sociales y no olvidemos que los Millennials tienen gran afán de reconocimiento entre sus pares. Quizás por ello deberemos tener especial cuidado en el mundo digital con las experiencias de marca que tienen nuestros usuarios y que Jeff Bezos describe muy bien con esta frase: ‘Si en el mundo offline de los negocios tu cliente queda descontento, éste contará su mala experiencia a 6 amigos. Si tus clientes quedan insatisfechos en el mundo online, cada uno de ellos puede que llegue a 6.000 ‘amigos’ “.

 

pablo (5)

 

5 consejos para hacer Marketing Experiencial, por Max Lenderman:

Para terminar, os dejo con 5 consejos nos ofrece Max Lenderman, fundador del “Internacional Experiential Marketing Association” (IXMA) y considerado uno de los pioneros en el campo profesional del marketing experiencial. En su obra “Marketing Experiencial: La Revolución de las Marcas” nos comenta cosas tan interesantes como éstas:

  1. Las campañas de marketing experiencial deben suponer un beneficio significativo para el consumidor.
  2. El marketing experiencial se comunica en un diálogo personal entre el profesional del marketing y el consumidor.
  3. Se basa en implicar a la gente de forma memorable.
  4. El marketing experiencial dará más poder al consumidor individual y desatará la evangelización a pie de calle.
  5. Será la clave del éxito o del fracaso de las marcas del futuro.
Gala de Pereda
galadepereda@gmail.com